Comienza tu propio negocio comprando y vendiendo mercancía de liquidación

Si estás pensando en comenzar tu propio negocio, pero aún no sabes cuál es ese tipo de negocio que tiene las mayores probabilidades de éxito en el mundo competitivo de hoy en día, sin duda, uno que mantenga los costos bajos es clave para mantenerse a flote.

Programe una llamada de seguimiento comercial con Yovany ahora mismo y entérese cómo él puede ayudarle a aumentar las ganancias de su empresa con mercancía de liquidación.

¿Sabías que existe un negocio con altos márgenes de ganancia al comprar y revender mercancía de calidad, al por mayor, con artículos que no son necesariamente nuevos de fábrica, pero a precios muy reducidos? ¿Sabías que ahora puedes abastecer tu negocio de reventa con mercancía que ha sido liquidada por las grandes tiendas minoristas como Walmart, Target o Amazon?

Sí, sin duda el negocio de comprar mercancía de liquidación y revenderla puede ser un negocio sumamente lucrativo. Para empezar, los negocios que incluyen dentro de su inventario esta clase de mercancía, usualmente ofrecen precios muy bajos en comparación con el precio de venta habitual. Además, estos artículos que van desde aparatos electrónicos a artículos para el hogar, suelen ser originales y de marcas de alta calidad, incluso algunos en su empaque original, por lo que tendrás ventas garantizadas porque ya cuentan con un público que los conoce y los necesita.

Si te llama la atención el negocio de comprar y revender mercancía de liquidación, en este artículo te contamos todos los básicos del negocio, y los primeros pasos que deberás tomar si deseas ingresar a éste:

¿Cómo funciona el negocio de la mercancía de liquidación?

Así es cómo funciona. Una tienda de liquidaciones es aquella en la que puedes comprar productos que alguna vez estuvieron en las grandes tiendas minoristas del país, pero que ahora por alguna razón ya no pueden volver a venderse allí. Grandes tiendas minoristas como Amazon o Target, venden parte de su inventario a estas tiendas de liquidaciones como Direct Liquidation, por paletas o camiones. A menudo, estos son productos que han sido devueltos por clientes, hacen parte de un exceso de inventario o simplemente son liquidados por cierre de tienda.

Esto entonces te brinda la oportunidad a ti, de comprar mercancía en lote de gran calidad a estas tiendas de liquidaciones, a precios muy por debajo de la venta al por mayor típica, y así tener la oportunidad de obtener una potencial ganancia en la reventa. Interesante, ¿no?

Existe un error común en este negocio, y es creer que la mercancía de liquidación está compuesta por productos que se encuentran dañados, vencidos o son de poca venta, y que esta es la razón por la que intentan liquidarlos. Si bien esto puede ser verdad en algunos casos específicos, no es del todo correcto. Muchos de estos lotes de artículos están en perfectas condiciones, con su embalaje original y sin abrir, básicamente nuevos. Sin embargo, éstos no se pueden volver a colocar en los estantes de estas grandes tiendas porque pasan a ser lo que se conoce como mercancía Stock B.

Las grandes tiendas minoristas venden entonces estos artículos a través de sus socios de liquidación con un gran descuento porque esto les permite reducir sus pérdidas y liberar espacio para un inventario más nuevo. Como resultado, gran parte de este inventario se puede vender nuevamente con poca o ninguna restauración, para que clientes los compren por centavos de dólar y luego los revendan en tiendas, o a través de sitios de comercio en línea.

Entender este principio es básico para manejar un negocio de liquidación exitoso y rentable. Veamos ahora los tipos de mercancías liquidadas que las grandes tiendas minoristas envían a sus socios de liquidación para su reventa:

  • Devoluciones de cliente: Esta es la categoría más grande de mercancía que los liquidadores venden en nombre de sus socios minoristas. Estos son productos que clientes devuelven a estas grandes tiendas por una serie de razones que van desde que los productos son defectuosos hasta que el color o el tamaño no eran los correctos.
  • Excedentes: El exceso de inventario de mercancías se refiere a la mercancía que los minoristas han pedido en exceso. En su mayoría, este es el inventario de temporada que debe eliminarse cuando finalizan las temporadas de Navidad o de Pascuas.
  • Liquidaciones: Estas mercancias son las acciones que proveen las tiendas minoristas que están cerrando o se están reestructurando. Por lo general, los minoristas no tienen espacio para acomodar liquidaciones en sus otras tiendas, por tanto, buscan liquidadores para deshacerse de estas mercancias que tienden a ser completamente nuevas en general.

¿Cuáles son los primeros pasos para iniciar en este negocio?

Si ya has decidido que deseas empezar tu propio negocio de reventa de productos liquidados, necesitarás capital y un compromiso a trabajar duro, podrás hacerlo como ingreso adicional o quizá hasta por tiempo completo. Si bien es un negocio lucrativo, hay varias cosas a las que debes prestar atención cuando inicies en este negocio.

1. Formula tu plan de negocio

Escoger un modelo de negocio que te funcione es la decisión más importante que tendrás que tomar cuando estés iniciando en el negocio de las reventas. Deberás considerar un cierto número de factores para evitar las caídas de las que usualmente no se libran los inexperimentados en el tema. El mayor riesgo que deberás evitar es sobrecargarte a ti mismo. Eso sí, tendrás que ser consciente de tus condiciones, habilidades y limitaciones, y ajustar tu plan de negocios alrededor de éstas.

2. Encuentra tu mayorista de Liquidación

Es bastante importante elegir un proveedor mayorista de liquidación que funcione para ti. Hay varios factores que entran en juego al decidir esto. Lo más importante es que sea un liquidador de confianza y con buena reputación en el mercado. Una simple búsqueda en internet te arrojará docenas de sitios web con grandes liquidadores de primer nivel.

Además podrás chequear si: El liquidador vende el tipo de bienes que se ajusta a tus necesidades; si los descuentos ofrecidos por el liquidador son lo suficientemente buenos; y si ofrece servicios como atención al cliente y envíos a nivel nacional.

3. Decide cuánto vas a invertir

Hay unos costos iniciales que deberás considerar. Deberás tener en cuenta costos tales como; envíos por flete y distribución. Tambien hay otros costos asociados al mantenimiento de tu negocio como; gastos generales, comisiones e impuestos, de los cuales te hablaremos más adelante. Todo esto es adicional al costo actual de comprar tu mercancía.

4. Decide el tipo de mercancía a comprar

¡Debes saber sobre lo que estás vendiendo si lo vas a hacer cómo negocio! Encontrar tu nicho de mercado es clave para asegurarte de que estés gastando y vendiendo sabiamente, así que asegúrate de tomarte un tiempo para aprender sobre los productos que compras.

Los liquidadores tienen a menudo contratos exclusivos con minoristas y fabricantes, estableciendo estándares muy altos para los productos. Así mismo los liquidadores también cuentan con sus propios departamentos que recibirán, revisarán, renovarán y reempacarán los productos defectuosos y generalmente ofrecen una garantía de 90 días en cualquiera de estos artículos. Esto asegurará que estés brindando productos y servicio de calidad a tus compradores.

Comprar esta mercancía liquidada no podría ser más fácil. La mayoría de los liquidadores requieren que presentes una licencia de revendedor válida para obtener una cuenta gratuita. Una vez registrado, lo que tienes que hacer es ubicar la paleta de mercancía que deseas comprar después de que hayas determinado exactamente el tipo de mercancía que deseas especializarte en vender.

5. Coordina el envío de mercancía

Si ya has decidido qué tipo de mercancía comprar, todo lo que tienes que hacer es pagar tu paleta y organizar el envío. Como emprendedor, buscarás sin duda reducir al mínimo los costos de envío. El envío puede ser muy costoso, por lo que es aconsejable que veas lo que cobra el liquidador en lugar de utilizar un servicio de mensajería de tercero.

Si compras a un proveedor más grande, podrás reducir este costo adicional porque estos liquidadores en su mayoría tienen múltiples bodegas en todo el país. Esto te permitirá encontrar una bodega que esté más cerca de tu casa, haciendo que el envío de la mercancía sea más económico, y hasta incluso poder ir a recogerla tu mismo. Afortunadamente, la mayoría de liquidadores brindan la oportunidad de que recojas las palets directamente en sus centros de distribución, reduciendo así los costos.

6. Vende la Mercancía

Conoce a quién vas a venderle antes de comprar la mercancía. Éste, es un paso fundamental para que tu negocio tenga exito. Recurre a los lugares correctos para vender. Hay varias formas de ganar dinero revendiendo las devoluciones de productos tanto de forma física como en línea. Muchas personas ya cuentan con una tienda física o un puesto en el mercado. Otros, instalan su tienda virtual en Amazon o en eBay.com, esto te brindará inmediatamente acceso a un mercado global.

Para muchas personas que comienzan, la mejor opción es comenzar de forma local antes de lanzar su mercancía en plataformas de alojamiento de tiendas en línea. El mercado de Facebook e Instagram son excelentes maneras de comenzar a alertar a las personas en tu área de que tiene algunas cosas buenas para ofrecerles.

Seguir algunos de estos consejos básicos te ayudará a conseguir un negocio exitoso en un periodo corto de tiempo. Pero sin duda, la clave para su éxito, es la paciencia. Por lo tanto, no te preocupes si no puedes recuperar toda tu inversión en la primera venta, lo bueno de la mercancía de liquidación es que tenemos claro que es rentable, ya que tenemos garantía que podrá ser vendido a un precio superior. Por tal motivo, la clave está en dedicar esfuerzos a inspeccionar los productos, verificar su calidad, encontrar el mercado correcto y los productos adecuados para revender.

Share on social networks

Featured Liquidation Auctions

Show all auctions